unnamed

ENTREVISTA A JOSÉ DANIEL VINUESA TORREGROSA (JEFE DE COMUNICACIONES DE LA EMBAJADA ESPAÑOLA EN LA INDIA) Por Joan Ferré Verge

[wzslider autoplay="true" interval="4000"]

Buenos días Daniel. Después de trabajar durante unos años en el Departamento de Informática Tributaria de la Delegación de Las Palmas de Gran Canaria, decidiste liarte la manta en la cabeza y cambiar de aires… Y el viento te llevó a… La India.
P. ¿Qué hace un chico como tú en la Embajada de España en la India?
Buenos días Joan. En esta vida todo son ciclos y en el puesto anterior donde estaba pensé que ya era hora de cambiar un poco y la experiencia de vivir en un país extranjero, al igual que mi esposa, me apetecía mucho y quizá, siendo funcionario, la única opción era a través del Ministerio de Asuntos Exteriores (aunque también hay otros ministerios que tiene personal destinado fuera) y eché instancias a diversos países y finalmente, de todos los destinos que solicité, me tocó la India, lo cual, estando ahora aquí unos seis meses, me parece un destino bastante interesante. Este país está llamado a ser una de las grandes potencias de este siglo y sin duda, como primer destino fuera, me parece muy bueno.
P. Sé que tienes espíritu viajero y que has recorrido, como aquel que dice, medio mundo: Europa, América del Sur… Imagino que no es lo mismo viajar por placer que por trabajo.
En efecto, lógicamente cuando se viaja por trabajo, se tiene una serie de obligaciones. Cuando se va por placer, puedes prescindir de algún objetivo (lugar a visitar) que querías ver. Esta experiencia me parece tan grata y enriquecedora en lo personal y laboral, que ha merecido bastante la pena. Sin duda, el estar feliz en el trabajo, te hace ver la vida de una manera mucho más positiva.
En o referente a mis viajes de placer, me ha hecho nacer mi vena periodística y famosos han sido mis relatos en la Ventana Digital, que gracias por esos correos que he recibido de gratitud y que cuando me han pedido ayuda desde diversos lugares de España, la he dado. No hay mayor placer para un viajero que compartir esas vivencias y sobretodo, después, dar un posible asesoramiento si se pide. En la actualidad, los narro en uno de los mayores periódicos de difusión regional de Canarias, www.laprovincia.es y en mi blog, www.viajesparatorpes.com
P. ¿Qué te llamó más la atención a tu llegada a la India?
En la India, estuve hace dos años de vacaciones y ya cuando me dijeron el destino que me habían adjudicado, pues sabía de antemano lo que me encontraría aquí. Quizá lo más chocante pueda ser el caos que hay en las calles pero bueno, no hay que irse tampoco muy lejos. Los que hayan ido a Marruecos de vacaciones, por ejemplo, habrán notado ese caos también.
También me llamó la atención la gran cantidad de especias picantes que le ponen a la comida, especialmente el chili. Con tanta especia, al final, uno no sabe si está comiendo pollo, cordero, vaca o pescado. Pero bueno, basta con decirle al camarero “not spicy” (no picante) y ya está.
P. ¿Qué es lo que echas más de menos?
Por supuesto que a mi familia y amistades. Pero bueno, en el mundo globalizado en el que vivimos hoy, y con Internet, a veces esa sensación de lejanía no se nota tanto. Basta mandar un correo electrónico o llamar por Skype para sentir la familia cerca. Duro tenía que ser hace veinte años cuando las comunicaciones telefónicas eran carísimas o una carta con fotos tardaba semanas en llegar. Todos los días leo la prensa española a través de Internet y eso me hace estar en contacto con la realidad española.
También, y lógicamente, la gastronomía española. Aquí no hay un concepto claro de una comida bien sazonada ya que todo lo sustituyen por especias, como indiqué antes.
Y por supuesto, la diversidad de paisajes que tiene mi tierra, Gran Canaria. Desde caminar kilómetros por alguna playa o perderme en las cumbres del centro de la isla. Todo esa gran riqueza paisajística y etnográfica, si lo desean, la pueden ver en mi web, www.fotosdegrancanaria.com, que fue finalista este año en las modalidades de Arte y Folklore en los premios que otorga cada año el Excmo. Cabildo Insular de Gran Canaria.
P. Una pregunta para los ignorantes como yo: ¿Cuáles son las principales tareas que se realizan en una embajada?
Pues mira, el papel que desarrolla una Embajada en el extranjero es fundamental, y por desgracia, muy pocas veces conocido. Te contaré algunos datos entre otros: hay estudios que demuestran que abrir una embajada en un país, hace incrementar la balanza comercial en un 40% entre dos países. Ya esta cifra es de por si, bastante aplastante para abrir una embajada. Pero si además, de eso, una representación se encarga de velar por los intereses de las empresas españolas en el país, de sus ciudadanos, etc. pues más razón aún. Asimismo, los residentes indios necesitan de visado para entrar a España y también, todo eso, se gestiona desde la Embajada.
Además, y en un posible caso de evacuación del país por algún problema, es desde la Embajada, donde debe gestionarse toda esa planificación al igual que si hay un desastre natural, como desgraciadamente ocurrió hace poco más de un mes en Filipinas, es misión de una embajada saber si toda la colonia española está viva y si tiene necesidades.
También, en el caso que un español sea detenido en un país extranjero, se le ofrece asesoramiento jurídico.
Y aparte de la Embajada, aquí en la India también hay una Oficina Comercial donde se fomenta la inversión en este país así como asesoramiento fiscal. Y por supuesto, también, no nos podemos olvidar de la gran gestión que hace el Instituto Cervantes, dando a conocer la lengua y la cultura española.
Quizá, ahora, los principales esfuerzos, se centran en dar a conocer la Marca España. En algunos sectores, somos líderes y ese es el objetivo, que todos conozcan de lo que España es capaz de hacer.
Yo a los indios cuando les comento este tema, la Marca España, siempre les pongo un ejemplo y se quedan impresionados y es el siguiente:
Les pongo el ejemplo que si un día van a España vía Londres (algo muy normal al no haber vuelos directos). Justo desde el momento que salen de su casa hasta llegar a nuestro país, en todo momento hará uso de tecnología española y me explico. La construcción del Metro de Delhi fue realizada por una empresa española (Constructora FCC). Posteriormente, en el aeropuerto deberá coger un avión, que probablemente sea un Airbus (donde hay representación de la empresa española CASA) y como dijimos, hará escala en el aeropuerto londinense de Heathrow, en la que la empresa Ferrovial, tiene una gran participación accionarial.
Sin duda, y aunque a veces nos pongamos pesimistas, en el fondo debemos sentirnos orgullosos de lo que somos capaces de hacer y que somos punteros en algunos sectores de la economía mundial.
P. ¿Qué cargo ocupas?
El puesto que ocupo es el de Operador de Comunicaciones. El tema de las comunicaciones en una embajada es muy delicado y tiene que haber una persona encargada en ello, es decir, el control de toda la información que llega y sale de la Embajada así como de la parte técnica y de mantenimiento. Lógicamente, y por seguridad, tiene que ser español. También, me ocupo de todo lo referente a la informática y problemas a nivel de usuario que puedan surgirle a los compañeros.
P. ¿Cuántos ciudadanos españoles están residiendo en la India?
En la actualidad hay unas 1.500 personas censadas en la Embajada. Pero para hacernos una idea de lo que está creciendo este país económicamente, dicha cantidad, se ha cuadruplicado prácticamente en unos pocos años.
P. Aparte de la cantidad, ¿conoce la embajada la ocupación de la mayoría de ellos?
Todo español que vaya a residir en la India, está obligado a inscribirse en el registro general que tenemos aquí. Podemos decir que últimamente ha crecido mucho el censo de empresarios pero lógicamente, sigue siendo un peso importante el censo de personas que trabajan para ONG y misioneros de la Iglesia Católica.
P. Ahora mismo, ¿hay empresas españolas que están trabajando en la India? En caso afirmativo: ¿A qué se dedican?
Actualmente el número de empresas españolas es de unas 200. Hay que tener en cuenta que en este país, la India, cada año se incorporan a la clase media, unos 40 millones de habitantes. Es una cantidad similar a la población española actualmente y lógicamente, estas personas para demostrar su status querrán consumir y comprar bienes y es aquí, donde recalco nuevamente, que las expectativas empresariales de este país son inmensas.
Las principales empresas textiles españolas están aquí, entiéndase Zara, Mango, etc. La distribución de Bodegas Torres ha irrumpido con fuerza en este país, que recordemos que en su gran mayoría son de religión hinduista y que por tanto, no tienen ninguna prohibición en lo referente al consumo de alcohol.
Y una parte importante, también son las empresas de construcción civil. Un gran país por el tamaño de su superficie como es la India, que es seis veces más grande que España, si quiere tener un crecimiento económico continuo, debe dotarse de autopistas, aeropuertos, etc. y allí, las empresas españolas son punteras y de hecho, muchas que han sufrido la crisis económica, han venido a la India para seguir realizado obras.
P. España no tiene embajadas en todos los países del mundo y, en algunos casos, una determinada embajada se ocupa de los españoles de varios países limítrofes. ¿Es vuestro caso?
En efecto, debido a la pequeña población que tiene un país y a veces por los nulos o casi inexistentes lazos comerciales y culturales, no se puede abrir una embajada en todos los lugares. De hecho, ni siquiera Estados Unidos tiene embajada en todos los países con los que tiene relacionas diplomáticas.
En el caso de la Embajada de Nueva Delhi, también llevamos la representación en Nepal, Islas Maldivas y el Reino de Bhután.
En la ciudad de Bombay (Mumbai) también tenemos un Consulado General y diversos Consulados Honorarios a lo largo de la geografía india y también en Katmandú, Nepal.
P. Volviendo a tu vida privada, ¿aprovecharás tu estancia en la India para visitar países cercanos?
En efecto, si antes me movía principalmente por Europa, ahora por la situación geográfica que tiene la India, hay una gran cantidad de países que sin duda, hay que visitarlos como podrían ser todos los del sureste asiático (Tailandia, Myanmar, Vietnam, etc) así como las Islas Maldivas, que están a tres horas de Delhi en avión. En septiembre estuve dos semanas en China y sin duda, de allí también me traigo buenos recuerdos. A Nepal volví hace poco por segunda ocasión en mi vida y siendo una persona más de montaña que de playa, aquello para mí, es mi pequeño paraíso.
Lógicamente, ahora que estaré aquí unos años debo conocer toda esta zona, algo que en España, por la carestía de los billetes y la lejanía, me sería imposible de visitar con la asiduidad que tendré aquí. Lógicamente, no puede faltar un viaje anual a España.
Y también, por supuesto que visitaré lugares en la India. De hecho, como comenté, estuve hace dos años de vacaciones y ya conozco algunos. Pero teniendo en cuenta que este país es seis veces más grande que España, la diversidad paisajística, monumental y cultural de este país es amplísima. Podemos disfrutar desde hermosos paisajes de montaña como puede ser en el Estado de Cachemira o Sikkim a hermosas playas como en Kerala o Goa. Y teniendo en cuenta que el hinduismo prácticamente sólo se ha dado en la India, tenemos un legado histórico en muchos monumentos que no se podrá ver en otros lugares, como puede ser Orchha, Khajurajo, etc.
P. Volviendo a la embajada. Me comentaste que para el día 12 de Octubre, fiesta Nacional de España, se hace una recepción oficial. Me imagino al embajador con el traje de gala recibiendo al cuerpo diplomático en el salón principal. ¿Es así o solamente es una imagen idealizada fruto de lo que se ve en las películas?
Bueno, eso quizá sean ya épocas antiguas. El Sr. Embajador iba vestido con traje occidental y se recibió al personal diplomático acreditado en la India en la puerta de la residencia oficial. Sin duda, y estando lejos de España, es una fiesta muy emotiva ya que es el único día prácticamente del año en el que nos podemos encontrar toda, o parte, de la colonia española residente en la India.
Si algunos piensan que esto es como el famoso anuncio de Isabel Preysler y los bombones Ferrero Roché, están equivocados. Aquí hay mucho trabajo y poca, por no decir que casi ninguna, fiesta.
P. Para ir acabando. Dentro de poco, tanto en España como en la mayoría de países occidentales vamos a celebrar las fiestas de la Navidad y Año Nuevo. ¿Cómo lo celebraréis en la embajada?
Haciendo el cuadrante entre los compañeros que trabajamos aquí, la Nochebuena y la Navidad, no me toca trabajar. Las pasaré en Tailandia. Y para Nochevieja, que ya tendré que estar por aquí, me imagino que entre los españoles que trabajamos en la Embajada organizaremos algo. Aquí la fiesta de Nochevieja en la India, por lo que me han comentado, no se celebra mucho y la diferencia horaria con la Puerta del Sol es de cuatro horas y media, o sea, que si queremos tomarnos las uvas, habrá que usar el Youtube y poner las campanadas de otro año.
Lo que es curioso en la India es su calendario de fiestas. Para llegar a un cierto equilibrio y acuerdo entre todas las religiones, algo tan necesario en esta país con mil trescientos millones de habitantes, el calendario en lo referente a días festivos, tiene representación de las principales religiones de aquí, que son el hinduismo, el islamismo, los sijs y los cristianos. Y es por ello, que en dicho calendario, los días de Navidad y Viernes Santo son festivos en toda la India. Hay que tener en cuenta que el número de cristianos es de tan solo el 2% pero con la población que tiene la India, eso representa unos veinticinco millones de habitantes. Y es que aquí, por muy mínimo que sea un porcentaje, al final se traduce siempre en unas cifras cuantitativas muy considerables.
P. Y en la India, ¿Qué festividades son comparables?
Aquí el mes de noviembre (no es un día concreto al depender de las fases lunares) se celebra el Diwali, que es el año nuevo hindú. O sea, que teniendo en cuenta que el año nuevo “occidental” pasa aquí prácticamente desapercibido, pues digamos que en lo referente a fuegos artificiales y petardos, esa ha sido mi “navidad”. Lo que me llamó la atención de esa fiesta es que los cohetes no se tiraban a las doce de la noche sino en la tarde del Diwali justo cuando se ponía oficialmente el sol, sobre las seis de la tarde y fueron como seis horas sin parar oyendo petardos y fuegos artificiales.
Otra fiesta aquí importante es el Holi, o el inicio de la primavera. Personalmente, aún no la he vivido pero por lo que me han comentado y me he informado, es una gran explosión de polvos de colores en la calle, algo similar a la Tomatina pero con polvos en colores. Y me remito a la famosa fiesta de la Tomatina de Buñol porque aquí, dicho evento es muy conocido porque la gran máquina de cine que es Bollywood, hizo allá una película y desde entonces, es una de las fiestas más conocidas en este país.
P. Ahora sí, para acabar voy a barrer un poco para casa. Mucho antes que tú (estoy hablando de los años 50 o tal vez antes) un padre jesuita hijo de La Galera (Tarragona), como yo, de nombre Hermenegildo Santapau, llegó a la India como misionero. Era botánico y desde su laboratorio en la Universidad de S. Francisco Javier de Bombay, catalogó y estudió, junto con sus discípulos, unas 100.000 plantas de la rica flora local. Llego a ser director del Servicio de Investigación Botánica. Desgraciadamente, en Internet casi no existe información sobre el tema. Si algún día visitas Bombay, espero que visites la Universidad de S. Francisco Javier y que me mandes alguna prueba del paso de tan ilustre conciudadano por estas tierras.
Estate seguro Joan que si paso por Bombay, o Mumbai como se le llama aquí, pasaré por ese lugar. Si hay una de las cosas que hago cuando viajo por el mundo, es siempre recordar a mi país, España. Y allá donde hemos dejado un legado, siempre es agradable verlo.
Bueno Daniel. En nombre de todos los lectores de Pulso Digital, que pases una Feliz Navidad y que tengas un próspero año 2014. Un abrazo desde España.
Muchísimas gracias Joan. Mi deseo se hace extensivo a todo el personal de la Agencia. De allí tengo muchos gratos recuerdos y ya de las personas que me acuerdo especialmente, hice una carta de despedida antes de irme. Feliz Navidad y Próspero Año Nuevo. Namasté.