generalmiaja

HOMICIDIO INVOLUNTARIO EN BRUNETE (Narración Corta). Por Víctor Donamaría

MEMORIA HISTORICA.-(Días pasados se escribió mucho sobre una especie de mercadillo fascista que se había llevado a cabo en el pueblo de Quijorna, en las cercanías de Madrid, recordé que tenia un relato que partía de la Batalla de Brunete, y que se dice a importancia que en dicha batalla tuvo el pueblo de Quijorna, por ello, saco este articulo sobre la Batalla citada de la que hice una cuento que también se  relata.)tropas-sierramadrid

La Batalla de Brunete en la Guerra Civil, se desarrolló entre los días 6 julio 1937 y 25 del mismo mes y año.

Tenía por objeto según el Estado Mayor Republicano, disminuir la presión que ejercían las fuerzas del llamado Bando Nacional sobre Madrid y al mismo tiempo aliviar la situación en el Frente Norte. Aunque el enfrentamiento principal se produjo en Quijorna, pequeña población en las cercanías de Brunete y donde los Nacionales tenían su Puesto de Mando.

El 17/5/37 cae el Gobierno de Largo Caballero y le sucede NegrÍn. En estas fechas los nacionales están plenamente dedicados al mantenimiento  del llamado Frente Norte. Bilbao había sido tomada el 19/6/37, por lo que los esfuerzos de los Nacionales se dirigen con gran intensidad hacia Cantabria y Asturias.

El Estado Mayor Republicano toma la decisión de desencadenar una ofensiva en la zona centro, que obligaría a los franquistas a detraer fuerzas del Norte y mejorar la situación de Madrid.

Además esta ofensiva tiene un objetivo político de demostrar a los Consejeros rusos que la República puede tomar la iniciativa militar y también en caso de éxito fortalecería la imagen  de la República ante Francia y contribuiría a la reapertura de la frontera, lo que permitiría el traslado del material almacenado y retenido en la frontera a causa del acuerdo de NO INTERVENCION.

FUERZAS COMBATIENTES DE LA REPÚBLICA ESPAÑOLA-

El Comandante en Jefe de las Fuerzas del Gobierno Republicano fue el General José Miaja.

Principales Unidades que combatieron por parte del Bando Republicano:

5º Cuerpo del Ejército al mando de “Modesto”

11ª División milicianos mandada por Lister

46º División milicianos mandada por Valentín González “El Campesino”

35º División Internacional mandada por Karol Swierzewski (General Walter)

17ª Cuerpo de ejército

Las fuerzas de la República la componían 80.000 soldados y 105 aviones.

Las bajas sufridas fueron entre 20.000 y 25.000 hombres y se perdieron entre 60 y 100 aviones además de numeroso material de artillería, camiones, etc.

FUERZAS COMBATIENTES DEL EJERCITO GOLPISTA

El Comandante en Jefe del Bando Nacional fue el General José Enrique Varela.

Las fuerzas del Bando golpista fueron 65.000 hombres y 105 aviones.

Las principales unidades del bando llamado Nacional fueron:

Al iniciarse el ataque Republicano se componía de la 71 División al mando de Iruretagoyena, formada principalmente:

1 Compañía de Tiradores de Ifni-Marroquíes

1 Compañía de Regulares Indigenas-Marroquíes

1 Compañía de voluntarios de Falange de Burgos

2 compañías de voluntarios de Falange de Sevilla

Mas tarde y ante el avance republicano se incorporaron a la batalla las siguientes unidades procedentes casi todas ellas del Frente Norte:

13ª División “La Mano negra” mandada por el General Barrón

12ª División llamada Provisional mandada por Asensio Cabanillas.

150ª División mandada por el General Sáenz de Buruaga.

IV División de Navarra mandada por el Coronel Alonso Vega.

V División de Navarra mandada por el coronel Juan Bautista Sánchez.

Las bajas estimadas de los franquistas se cifran entre 13.000 y 17.000 hombres y entre 25 y 30 aviones más gran cantidad de material de diverso tipo

Aunque se llamó Batalla de Brunete, la verdad es que se desarrolló a lo largo de una línea de pueblos como son Villanueva de la Cañada, Villanueva del Pardillo, Brunete, Quijorna, Boadilla del Monte etc. que se puede estimar en unos 15/30 km.

El Puesto de mando del General Republicano Miaja estaba situado en Torrelodones.

El Puesto de mando del General Varela, franquista, estaba en Villaviciosa De Odón y Quijorna

generalmiaja
EL general republicano Miaja en su despacho

La batalla a grandes rasgos se produjo a lo ancho de la línea que une estas poblaciones de los alrededores de Madrid, y ante el inicial empuje de las fuerzas republicanas, que estuvieron a punto de coger el Mando de Villaviciosa de Odón y por razones desconocidas o quizás por falta de pericia, no lo hicieron, los del bando Nacional opusieron enorme resistencia y al cabo de cuatro o cinco días de batalla contraatacaron y apoyados por las divisiones traídas del Frente Norte y la Aviación alemana de la División Cóndor, fueron recuperando el terreno perdido, llegándose al día 25 de Julio con las bajas antes mencionadas por ambos bandos y sin resultado importante para ningún bando, ya que a pesar del enorme esfuerzo empleado por la República, solo pudieron recuperar 2 km. de frente al Bando Nacional, sufriendo más bajas y perdidas que los franquistas, los que indudablemente eran superiores en pericia militar y profesionalidad. La mayoría de sus fuerzas eran profesionales y gran parte de ellas procedían de las guerras de Marruecos. Los Republicanos, estaban mal equipados, y lo que es peor mal mandado en sus fuerzas del campo de batalla, pues el plan inicial del General Miaja era irreprochable.

En este contexto y por hechos acaecidos en esta batalla, da lugar al relato que a continuación transcribo,  del cual puedo decir es totalmente inventado.

HOMICIDIO INVOLUNTARIO EN BRUNETE 1937.

 

- Amparo Castañeda, funcionaria de recepción de la Comisaria de la Calle de Leganitos de Madrid, no salía de su sorpresa ante las manifestaciones que el caballero que estaba frente a ella, le había hecho.

- Secundino Muñiz, era el hombre que había entrado en la Comisaria a las nueve en punto, preguntó por recepción, se situó ante Amparo y le dijo:

-Señora, vengo a entregarme, por haber matado a un hombre, hace ya bastantes años y mi conciencia no me deja vivir con esta carga.

- Amparo le miró bajándose las gafas de ver de cerca, y vio a un anciano que aparentaba unos 80 años, de una altura aproximada de 1,75, pero le sorprendió la el porte viril, elegante y la mirada clara, sincera con que le hablaba.

-Un momento Sr. que llamo a un Inspector para que le atienda y le cuente Vd. su historia. Amparo hizo una llamada, habló en voz baja y se dirigió al Sr.Muñiz.

- Por favor, sígame que le llevo a un despacho donde le atenderán.

Le hizo pasar a un despacho, que más se parecía a una sala de interrogatorios, esas salas que tienen un cristal que no permite ver a través de ellos, pero si a los que están fuera. Le pidió a Secundino Muñiz que se sentase y si quería un café o algo para comer.

Muñoz, asintió pero solo el café con leche y se aprestó a esperar al Inspector que le atendería.

Se quedó sorprendido al ver aparecer, por la puerta a una mujer de buen aspecto, alrededor de 35 años, el pelo recogido en la nuca, que se dirigía a él y le decía:

-Soy la Inspectora Margot  Lavender, y le voy a hacer unas preguntas, por favor respóndame lo que recuerde de la manera más fiel y entrégueme su documentación personal.

Así hizo Secundino Muñiz y se disponía acontarle su historia a la bella Inspectora, mientras esta ojeaba atentamente los documentos que el anciano le había entregado.

-Mire Vd. señora, lo que le voy a contar, sucedió hace muchos años, fue en la Batalla de Brunete de la Guerra Civil, yo era Sargento de la 33 Compañía del Batallón V de Infantería de la División de Lister que combatíamos tratando de romper el cerco que rodeaba Madrid, hicimos un rápido  ataque cuando menos lo esperaban los fascistas y los tres o cuatro días primero de nuestro ataque tuvimos éxito y avanzábamos camino de Villaviciosa de Odón con la intención de rodear el puesto de Mando de los fachas, pero estos malditos, opusieron una feroz resistencia, quedando nuestro ataque estancado y se establecieron unas trincheras sin poder avanzar más.

Los fascistas contraatacaron con fuerzas venidas del Norte y con otras que tenían rodeando Madrid, principalmente con moros , legionarios y falangistas. Nos bombardeaban con aviones alemanes, muy superiores a los nuestros que eran unos cazas rusos anticuados, pese a que nuestra aviación era superior en número, la de ellos eran mejores y abatían nuestros aviones y todo lo que se encontraban a su paso.

Lo que en un principio fue un ataque arrollador, que hizo pensar a nuestros mandos que íbamos a echarlos de Madrid, se trocó por una defensa de las posiciones alcanzadas y tratar de no perder más.

No me acuerdo que día, si al quinto o sexto de la iniciación de nuestro ataque, nos encontrábamos en una trinchera aguantando todo el fuego de los aviones alemanes, los cañones de la artillería y los ataque de los moros.

En un feroz intercambio de disparos, cayó herido mi teniente Salvador Munilla, de un tremendo balazo en el vientre haciéndole un boquete por el que manaba sangre a borbotones y sus dolores debían ser horribles, porque el pobre hombre no paraba de dar alaridos, me traspasó  el mando de la Compañía en medio de su dolor. Se hizo la noche. Nosotros dos junto con tres hombres más, nos hallábamos en la trinchera natural que había hecho un bombazo de cañón, pues es muy sabido que cuando cae una bomba es imposible que otra caiga en el mismo sitio. En total silencio con las armas prestas, veíamos en la oscuridad como una patrulla de moros mandados por un oficial español, iban rematando a nuestros heridos, lo moros clavando sus bayonetas a cualquiera que se moviera o dijese algo, el oficial aplicaba su pistola a la sien del herido y le descerrajaba el cerebro de un solo disparo y el pobre hombre dejaba de quejarse. Le dije al Teniente que teníamos que hacernos los muertos y no movernos, pues peligraban nuestras vidas, el teniente asintió pero no dejaba de quejarse y los moros cada vez más cerca.

Cuando los teníamos a diez metros, los quejidos del Teniente Munilla no paraban,yo con mi uniforme totalmente ensangrentado y manando así mismo sangre por una herida en la frente me hacia el muerto, pero miraba a Munilla y no sabía qué hacer, al fin decidí taparle la boca con mi mano enguantada y me acosté a su lado mostrando mis heridas , parecíamos dos muertos de verdad.

La patrulla de moros, paso cerca de nosotros uno de ellos le clavó su machete a uno de los tres hombres que había en el hoyo de la bomba, seguramente debió moverse y el moro lo advirtió. El teniente le pegó otro tiro a los otros dos y pasaron por nuestro lado después de echarnos una rápida ojeada alumbrándonos con sus linternas. El Teniente español dfe Regulares les llamó y pasaron de largo, al Teniente Munilla ni a mí nos hicieron nada. Yo al menos eso creí, porque al Teniente Munilla lo maté yo, no los fascistas.

Dejé pasar un tiempo que me pareció prudente, pulsé la vena aorta del teniente, al comprobar que había dejado de quejarse y horrorizado comprobé que había muerto, me eché su cadáver al hombre y a rastra y como pude sorteando alambradas y  cadáveres, llegué a nuestras líneas exhausto herido y con el Teniente Munilla fallecido, fui recibido como un héroe,. y no dije nada, se valoró mi decisión de arrastrar su cadáver hasta nuestras líneas, y el Comandante me propuso para una medalla.!Que ironía a mi , que le había matado!.

Casi al final de la guerra, cuando todo estaba perdido emigré a Francia me enrolé en la Legión Extranjera y seguí combatiendo a los fascistas alemanes, pero esta parte creo señorita que a Vds. ya no les importa.

La Inspectora  Lavender, asistió asombrada al relato del ex-sargento Muñiz al que se dirigió de la siguiente manera.

-Creo Sr.Muñiz que su teniente falleció de sus heridas, así es que por favor marque en esta cartulina, los lugares en que Vd. recuerde que estaban (le había mostrado una cartulina con diversas figuras de un cuerpo humano).Mientras voy a hacer unas gestiones telefónicas y espéreme aquí, si necesita algo por favor diga a la señorita que le atendió cuando llegó que me llame y pídaselo a ella.

-Gracias Sra. Inspectora. ¿Estoy detenido?

-No, pues en caso de que la muerte del teniente hubiese sido producida por la presión de su mano, hubiese sido un homicidio involuntario y además ya ha prescrito, solo voy a comprobar algunos datos para completar el expediente y podrá Vd. irse libremente.

La Inspectora se dirigió al despacho del Comisario le contó la historia, comprobaron con la Doctora Jefa de la Policía Científica, que los puntos que el Sargento había señalado de las heridas del Teniente, eran mortales ,y decidieron hacer una llamada a la Embajada de Francia, pues la documentación que había estado leyendo, certificaba que el ex-sargento era ciudadano francés, que residía en Dijon, en un Geriátrico para excombatientes.

Una hora más tarde se recibió un extenso fax de la Embajada que la Inspectora llevó al despacho de su jefe y se aprestó a leérselo:

-Contestamos al requerimiento de esa Comisaria, efectivamente ” Monsieur” Muñiz, Secundino es ciudadano francés, y residía en un Geriátrico para ex militares, donde tenía derecho por ser Ex.Comandante de la Legión Extranjera con la medalla al Merito Militar y la Legión de Honor.

M.Muñiz cuando llegó a Argelia en el año 1939, después de estar en un campo de internamiento, se alisto en la Legión, con el grado de Sargento que demostró haber desempeñado en la Guerra Civil española. Se integró en la División Leqlerc donde hizo la guerra contra Alemania defendiendo la bandera francesa, llegó al grado de Capitán, y fue de los primeros franceses que entraron en París, blandiendo la bandera francesa y la de la República española.

Acabada la guerra, siguió en el ejército y fue enviado Vietnam (ex-Indochina), donde estuvo combatiendo, ascendiendo a Comandante, fue uno de las pocos supervivientes de la matanza de Dien Bien Fu y cuando salimos de ese país, se estableció en Paris, pidió la baja en el ejército y trabajó de periodista para “L´Humanité”, hasta su jubilacion. No se casó ni se le conocen familiares.

Empezó a tener problemas mentales, y fue internado en el geriátrico citado, del cual periódicamente se escapa, pues tiene lagunas de memoria, padece ammesias temporales, siempre le hemos localizado a los pocos días de sus evasiones, pero hasta ahora no había llegado tan lejos.

Les rogamos le retengan, hasta que enviemos un funcionario de la Embajada que se hará cargo del Ex.Comandante Secundino Muñiz para repatriarlo a Francia.

La Inspectora  Margot Lavender , se dirigió con el Fax a la sala de interrogatorios donde había dejado al Sargento-Comandante, para notificar el fax  de la Embajada de Francia, y hacerle compañía, en tanto llegasen los funcionarios franceses-

- Sr. Muñiz en unos momentos vienen unos funcionarios de la Embajada para llevarle con ellos, está totalmente libre de ningún cargo, como le dije las heridas que le habían infringido a su Teniente, eran mortales de necesidad y su decisión de taparle la boca para que no fuese oído por las tropas del otro bando, no tuvo nada que ver, hubiese muerto de todas maneras.

El Sargento no contestó, ni siquiera volvió la cabeza, la inspectora  presagió algo y puso sus dedos en la vena  del Sargento y comprobó que estaba muerto.

No lo parecía, una sonrisa de felicidad quizás  de saber que había cumplido con su deber, debió ser lo último que pasó por su maltratado cerebro.  Margot tenía la certeza que había muerto feliz.

Cuando se presentaron dos funcionarios de la Embajada acompañados por un médico, no pudieron hacer nada más que certificar la muerte del Sargento Secundino Muñiz del4º Batallón de la División Lister, perteneciente al Quinto Regimiento,ex-Comandante de la Legión Extranjera de Francia, Medalla Militar de la Republica Española, Medalla al valor de la Republica Francesa, miembro de la Legión de Honor de dicha Republica.

EPILOGO.-

En el Aeropuerto de Torrejón un avión militar francés, se hallaba con las compuertas traseras abiertas, una Sección del Regimiento de Infantería Inmemorial de Madrid, se hallaba situado en posición de firmes. Dos oficiales españoles y dos franceses portaban un féretro cubierto con la bandera francesa. Junto a la sección de Infantería que hacia honores se hallaba el Comandante Militar agregado en la Embajada de Francia en Madrid, junto a  la Inspectora Lavender con el uniforme del cuerpo nacional de Policía. En un momento la inspectora dijo algo al oído del Comandante francés, este asintió y Margot Lavender, sacó de su cartera una bandera que desplego con los colores de la Republica, se dirigió al féretro y la deposito junto a la bandera francesa. Se volvió a su lugar y sin que nadie lo notase,. pulsó un micrófono de su teléfono móvil  dentro del bolsillo y mientras los cuatro militares depositaban el féretro del Oficial Hispano Francés,  se cuadró y en posición de saludo, oía por el micrófono el Himno de la Republica Española.  El Himno España.

F  I  N

BarbieyKen

LAS NUEVAS AVENTURAS DE BARBIE Y KEN. Por Ana González

BarbieyKen2 Barbie y Ken son una pareja realmente fenomenal, con una vida plastificada comprada y adornada con buen marketing.

 

Este vídeo recorre su día a día para que podamos disfrutar, o  no, con su ejemplo. Pero, sobre todo, este vídeo pretende llevarnos de la mano para vivir la mayor aventura que todavía tienen pendiente estos personajes.

 

 

HOLANDESES, INGLESES Y RUSOS EN ASIA. 2ª Parte. Por Cristófol MIró Fernández

 

Enfoque_Literario_y_algo_mas_Poesia_Mistica_Antigua_India_2Imprimir

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Características económicas de la India.

 

La India había sido un peso pesado económico ya fuera en el Océano Índico ya fuera en Europa y antes del 1800 Europa había recibido textiles y demás productos de lujo hindúes. El problema es que esta situación tenía que ser cambiada a favor de su colonizador británico… ¿dónde se ha visto una colonia más fuerte económicamente que su metrópolis? Intolerable a todas luces…la metrópolis acabaría siendo la colonia importadora y no la metrópolis exportadora de productos, eso sí, si la India perdía su fuerza económica y consentía en colaborar con su colonizador, tendría un brillante futuro ante sí (como país agrícola, por lo tanto, como suministrador de materias primas para las industrias inglesas, no como competidor comercial). Esta idea fue enunciada el año 1837 por un experto inglés (la India nunca puede volver a ser un gran país manufacturero, pero, si cultiva sus relaciones con Inglaterra, puede ser uno de los más grandes países agrícolas del mundo), y cumplida el año 1840, con una invasión masiva en los antiguos mercados hindúes de paños de Manchester, más baratos infinitamente que los tejidos de lujo hindúes, pero que la barrieron sin remedio de sus antiguos mercados comerciales. La india estaba de rodillas ante Inglaterra y esta humillación nacional debió tener que ver con el Gran Motín del 1857…

Los ingleses convirtieron la India en la joya de su corona, como la Reina Victoria fue su emperatriz desde el año 1877. Para el transporte ya fuera de las materias primas a los puertos para exportar o de los productos manufacturados ingleses para importar hacían falta medios de comunicación ágiles, y una buena red de ferrocarril, como la existente en Inglaterra, y así fue hecha. La red ferroviaria india era la más desarrollada de toda Asia y competía con la europea y la norteamericana en densidad, pero hay que decir que la propia metrópolis comerciaba mucho más con Australia y Nueva Zelanda, que contaba con 6 millones de habitantes y más capacidad adquisitiva al ser poblada al modo europeo por gentes más ricas, que con los 315 millones de personas que vivían pobremente en la India.

En la India se marginaron los lenguajes tradicionales de este país para crear una educación plenamente en inglés. Vieron que los lenguajes unen sociedad y cultura, y al contrario que en las posesiones holandesas, decidieron destruir esta unión educando en inglés, favoreciendo así una entrada de ideas occidentales que al final iban a destruir su dominio, pues si todos hablaban una misma lengua, todos formaban parte de una misma nación, y rotas las diferencias que emanaban del  uso de diferentes lenguas y diferentes costumbres, el nacionalismo hindú fue creando una conciencia común que derrocó el poder inglés y cristalizó en Ghandi como su representante…

Tras el Motín de 1857 los ingleses admitieron a los indios en la administración pública con la esperanza de convertirlos en fieles súbditos de Inglaterra, mientras se creaba una capa social empresarial de población nativa cada vez más poderosa y jóvenes indios iban a estudiar a Inglaterra y hablaban un inglés plenamente metropolitano. Estos jóvenes y estos empresarios en auge adquirieron conciencia de su propia importancia con el tiempo, se codearon con ingleses, aprendieron las ideas democráticas y cuando este proceso se completó pidieron asumir más poder dentro del gobierno de su tierra natal. Se repetía el proceso que se había dado en las colonias españolas de América, con los criollos, educados a la española, pidiendo tomar las riendas de sus propios estados nativos y luchando para sustituir a los metropolitanos españoles. En la India estos jóvenes consiguieron poder, pero al mismo tiempo sembraron las semillas de la división de la propia India en las actuales India y Pakistán. El año 1885 se creó un Congreso Nacional Indio, predominantemente hindú, lo que auguraba futura independencia, y el año 1906 se creó la Liga Musulmana Pan-India, embrión del futuro Pakistán y constatación visible que musulmanes e hindúes no podían vivir juntos dominados los unos por los otros. El problema fue que los propios indios fueron quienes animaron esta separación religioso-social. Conocedores de este hecho social, algunos dirigentes indios usaron a los musulmanes como arma contra los ingleses, explotando sus sentimientos independentistas y animando la expansión del nacionalismo. Si los ingleses fueron ciegos, también lo fueron los hindúes, pues no vieron que, mirando al pasado, tantos los nacionalistas hindúes como los musulmanes, dadas sus respectivas intransigencias religiosas de los unos con respecto a los otros de un modo recíproco, también los musulmanes decidirían liberarse del dominio hindú llegado el momento como lo hicieron del de los ingleses…

El nacionalismo se hizo radical y se volvió contra los supuestos cómplices del colonialismo, los príncipes y los industriales, y se volvió socialismo a la sombra de la Unión Soviética. Con los nacionalismos inflamados, tanto contra los ingleses como entre la propia población india hinduista y musulmana, los ingleses se hallaban ante un camino sin salida, al borde del precipicio…y decidieron suicidarse sin saberlo.

En los años de la Primera Guerra Mundial, la India era vital para Inglaterra, comprometida su industria en material bélico al cien por cien de su capacidad. Perder la India hubiera significado arruinar Inglaterra (y perder la guerra y el poder naval que tenía por el camino) con lo que decidió ahondar en el autogobierno indio, en un país donde el nacionalismo había arraigado con fuerza y estaba en plena expansión fulgurante, donde por otra parte, nunca se había extinguido, viendo que el Motín de 1857 fue una explosión de nacionalismo prematuro y fracasado. El más notable autogobierno conseguido por la India no calmó los ánimos, sino que aún dio más aire a los sentimientos nacionalistas indios, pues el odio antibritánico era demasiado fuerte. Los ingleses educaron a los jóvenes hindúes para que quisieran ser súbditos británicos sin tener en cuenta el nacionalismo ya subyacente en la revuelta del 1857, y con eso aún los prepararon mejor para la independencia, mientras la inclusión en el gobierno inglés tras el 1857 y el crecimiento de una capa industrial poderosa les hizo de nuevo recordar su antiguo poderío industrial y desear volver a ser como antes del 1840, mientras al mismo tiempo la idea de democracia y la instrucción en inglés hacía que toda la población india se considerara nacida en un solo país antaño floreciente, superando las divisiones en dinastías de la antigua india, mientras al mismo tiempo, los musulmanes se preparaban para liberarse del dominio hindú una vez fueran expulsados los ingleses.

 

Choques entre rusos y británicos.

 

 

 

La India era británica sin duda, nadie europeo amenazaba a los ingleses en la propia india, pero a lo lejos se oían los ecos de la canción “Dios salve al zar”, cada vez acercándose más a la zona de influencia británica que rodeaba la India…Rusia había ocupado el Asia septentrional hacía el siglo XVII y hacia el 1850 había reanudado su expansión colonial. Tras Crimea y con su descenso a potencia de tercera categoría a nivel europeo, el zar necesitaba recobrar la posición perdida ante Francia, Inglaterra y Cerdeña en Europa, y los territorios semidesérticos del este eran el lugar propicio, y si tenemos en cuenta la voluntad de luchar contra los turcos de los rusos, entonces el dominio ruso sobre Asia Oriental crearía un poder ruso que debilitaría a los turcos en sus luchas eternas contra los rusos. Por otra parte, Rusia necesitaba expandirse como fuera, de ellos debía su propia supervivencia. Carente de puertos naturales que estuvieran libres de hielo, necesitaba puertos comerciales “de agua caliente” de modo urgente para poder llevar a cabo un comercio marítimo a nivel mundial.

El mar era dominio exclusivo de los occidentales, y sobre todo en manos inglesas. Sin posible expansión por mar, Rusia sólo podía expandir por tierra para expandir su cultura europea y su comercio, mientras los otros estados lo hacían por mar. Su intento de llegar a China se coronó victoriosamente con la fundación de Vladivostok (Señor del Este), el año 1860, a orillas del Mar del Japón…un “puerto de agua caliente”.

Rusia presionó contra Turquía, enemiga inveterada suya, Persia, China y la India, y Asia occidental cayó bajo su poder a mediados del siglo XIX, mientras Afganistán era la tierra de nadie que separaba ingleses y rusos, cosa que evitó futuros enfrentamientos posteriores entre estos dos colonizadores, pues en 1864 los rusos conquistaron Tashkent, en el Turkestán, y plantaron sus tiendas ante la India el año 1874, pero hubo que respetar a Afganistán como tierra de nadie y separaba por veinte millas a ambos contendientes.

Persia, mientras sentía la presión de los zares sobre sus territorios. Turkestán había caído, como Bakú, y Persia podía ser la próxima posesión rusa y perdería su independencia, pues ante todo Persia tenía lo Rusia ansiaba, puertos de agua caliente, pero sus costas también podían atraer a los ingleses…sobre Persia se cernía un doble peligro, y para evitar males mayores, optaron por arrodillarse ante los británicos, que dieron jaque mate a los rusos en su juego de ajedrez a escala asiática para conseguir posesiones coloniales.

Inmediatamente Persia empezó a recibir “ayuda” europea para modernizarse. Telégrafo para unir Europa y la India, petróleo a partir del año 1900…en el año 1890 Persia temía todavía a los rusos, por lo que recibió ayuda interesada de los ingleses en forma de préstamo tomando como garantía los derechos de aduanas de los puertos del Golfo Pérsico, mientras Rusia hacía exactamente lo mismo contra los ingleses a los mismo persas el año 1900 con una pequeña diferencia, pues el zar exigió como garantía todos los derechos aduaneros persas, salvo los de los puertos del Golfo Pérsico….y Persia siguió siendo “cortejada” por ambos contendientes a partir del 1900. Barcos rusos llegaron a Persia a partir del 1900, barcos ingleses llevando a cabo visitas del propio Virrey de la India a Persia para contrarrestar a los rusos…Persia era un juguete en manos occidentales.

El año 1905 está situación humillante estalló en forma de revuelta nacionalista contra todos los extranjeros y el gobierno del Shaw, víctima y verdugo al mismo tiempo, pues como su pueblo era rehén de los occidentales quienes lo ayudaban a sobrevivir a su propio pueblo cada vez más irritado por su servilismo hacia ellos mientras tampoco podía negarse a servirles, pues a una sola negativa por su parte, sería invadido su país ya fuera por rusos o por británicos, o por los dos al mismo tiempo, parte de la población cansada de ser un juguete en manos rusas o en manos británicas. El año 1907 los rusos y los británicos llegaron a un acuerdo por el que los ingleses reconocieron una “esfera de influencia” rusa en la Persia septentrional y los rusos una esfera británica en el sur. Persia era oficialmente dividida en dos Persias, una dominada por rusos y otra por ingleses…el Sha había dejado de gobernar en Persia extraoficialmente, ahora era siervo de ingleses y rusos.

Otra pieza más del juego de ajedrez colonial que había abierto resquemores esta vez entre rusos e ingleses, como ya había pasado entre franceses, ingleses y alemanes en África…y en todas partes la potencia que fuera acababa enfrentada a los ingleses, presentes en todas las partes del mundo extra europeo y hambrientos, como los otros colonialistas, de dominar cuanta más tierra mejor…esta vez por Turquía, la tierras fronterizas de la India y Persia…

 

Al asalto de Asia.

 

Asia era diferente de África, completamente. Asia tenía grandes civilizaciones urbanas, como la India o Persia, orgullosas como eran las propias europeas colonizadoras, pero divididas en idiomas y religiones como en la India, o bajo gobiernos que ante la invasión masiva europea se encontraron tan indefensos y espantados que sólo pudieron claudicar ante los invasores. La India sólo sirvió a los ingleses de un modo relativo a los ingleses y la propia corte Mogol se lanzó contra los ingleses el año 1857 cuando la población se amotinó de modo prematuro contra sus invasores en una revuelta mezcla de nacionalismo, ruina comercial, motivos religiosos y odio hacia los británicos. Fracasada esta revuelta la corte fue disuelta y la India consiguió una serie de mejoras jurídicas y sociales que unieron a su pueblo contra los ingleses en vez de hacerlos sentir más unidos a Inglaterra, entre las cuales la fracasada medida de convertir a la Reina Victoria en emperatriz de la India el año 1877 humilló más a su población y exacerbó más el nacionalismo que cualquier asunción por parte de los nativos pasados por el barniz británico en la metrópolis hubiera podido conseguir. La India era oficialmente parte de Inglaterra, su reina era su emperatriz, y ellos habían perdido su independencia, no su orgullo de poderosa nación de antaño…

Persia cayó por la incapacidad innegable de su Sha de poder vencer la influencia rusa y británica. Se apoderó de él un pánico que lo hizo caer en manos británicas para evitar una invasión militar rusa. Y esto tan lógico, de querer salvaguardar la independencia de su país lo convirtió en juguete de rusos y británicos y le granjeó el odio de su población, cuando realmente no tenía ninguna otra opción política y el Sha se defendió de sus invasores como mejor pudo, fracasando al final…

Los holandeses fueron una potencia colonial a partir de Java por pura necesidad. Sobrevivir a ingleses, franceses y alemanes no era tarea fácil, pero manipularlos ante sus envidias mutuas para conseguir terreno propio era sumamente fácil…de hecho ellos mismos le dieron a Holanda permiso para crear su propio imperio colonial en Indonesia, y ellos lo hicieron servir…con ciertas diferencias respecto a la India británica. Los lenguajes nativos no perdieron validez, lo que dificultó por un lado el dominio efectivo de su imperio colonial hasta fechas muy tardías, al mismo tiempo que impidió la asunción de ideas democráticas por parte de la población local, pero permitió que el nacionalismo no calara en la sociedad dividida…así eran más fáciles de dominar, mientras por otra parte los calvinistas holandeses solían distanciarse de la población local, a la que no consideraban en modo alguno sus iguales…por algo estaban predestinados por Dios para llegar al paraíso y el resto condenados al infierno…mientras en Rusia el zar luchaba por la propia supervivencia del Imperio buscando puertos comerciales viables no congelados allá donde fuera posible presionando sobre su enemiga Turquía, sobre la India británica, China y Persia, entrando en conflicto con Inglaterra por Afganistán y consiguiendo fundar Vladivostok el año 1860 en China mientras en Persia no conseguía nada salvo una esfera de influencia, nada que fuera similar a una conquista militar y un acceso a sus puertos del Golfo Pérsico como dominio incontestable suyo…

Y en fin, aquí están las crónicas del dominio de Asia por Europa, sin incluir China y Japón en esta historia, que se merecen un lugar propio por una larguísima serie de razones…

 

Autor: Cristóbal Miró Fernández

 

Fechado: viernes, 11 de octubre del año 2013.